Saltar al contenido

Las tiendas online no son un modelo de negocio

El otro día reflexionando, dandole vuelas a la cabeza o llámalo como quieras, llegue a la conclusión que el problema de muchas personas que vienen a nuestra oficina que “necesitan” o “quieren” una tienda online o página web, es que basan su modelo de negocio en ese desarrollo. En la tienda online o página web que le diseñemos.

Y ahí esta el problema.

tiendas-online-herramienta

Comparando con el mundo de los negocios físicos, pongamos que un negocio local como una tienda de deportes vende zapatillas, camisetas, mochilas, … Todos sabemos que vende una tienda de deportes.

Ahora bien, al dueño del negocio si le preguntamos ¿cuál es su modelo de negocio? No te va a decir que son las estanterías, el software de contabilidad, el TPV físico para cobrar a los clientes. Estas cosas no son un modelo de negocio, son herramientas que se utiliza en su modelo de negocio.

Por tanto, una tienda online o página web es una herramienta que se utiliza dentro del modelo de negocio de la empresa o nuevo negocio que se vaya a montar.

Cómo añadir un ecommerce en tu modelo de negocio

Si ya tienes un negocio en marcha donde tu modelo de negocio lo tienes claro y te funciona, lo tendrás fácil para incorporar la venta online. Siempre que tu producto o servicio tenga la naturaleza adecuada para este medio, que doy por supuesto que sí si has llegado a este artículo.

Este es un listado de cosas para iniciar un ecommerce.

1. Tener claro el proceso de venta. Igual que en tu canal de venta físico necesitas captar clientes, mostrarles el producto y generar el pedido.

2. Forma de cobrar y sus costes: Tarjeta de crédito, transferencia bancaria, contra-reembolso.

3. Envío del producto y tiempo. Si vendes un producto físico necesitaras un transportista o dar la opción de recoger en tienda si vendes a un cliente local. Y el tiempo que tardara el mismo en llegar al cliente.

Super consejo: Ten en cuenta el tiempo que tardas en generar el pedido (comprobar pago, enviar el producto y el tiempo de la empresa de transporte en llevarlo hasta el cliente). Este tiempo tiene que ser el menor posible. Es un factor importante a la hora de cerrar un pedido online.

4. Atención post venta. Es un error no dedicarle el suficiente tiempo, muchas veces nada. Después de que le llegue el pedido al cliente es fácil y relativamente barato ponerse en contacto con un email automatizado para comprobar que le parece el producto y servicio ofrecido. Con esto se consigue.

a. Mejorar posibles fallos del proceso de venta.
b. Fidelizar al cliente para que nos recomiendo y/o nos vuelva a comprar.

Espero que te haya gustado este artículo y si quieres que desarrolle más algunos de estos puntos o tienes alguna duda. Puedes dejarme un comentario.

Que tengas buenas ventas.